martes, 8 de abril de 2014

miércoles, 2 de abril de 2014

Fuerza y tensión


Aprendices del programa de Tecnólogo en Mantenimiento Electromecánico (576055), elaboraron un modelo a escala de una grúa, en la cual evidenciaron sus conocimientos de la competencia fuerza y tensión. Orientados por el instructor Luis Vargas, el equipo estuvo integrado por Willinton Ramos, Jairo Reyes, Cecil Martínez, Jesús Pulido y Freddy Quiroga. 

Una noticia curiosa...

Una aplicación sobre la confesión

Opus Dei - Una aplicación sobre la confesión
El Instituto de San Josemaría ha desarrollado una aplicación para ipad y iphone para ayudar a prepararse y hacer una buena confesión. La aplicación ofrece las instrucciones esenciales sobre qué hacer antes, durante y después de la confesión. También incluye un examen de conciencia, el acto de contrición, y el Rito de la Reconciliación.
Está disponible en inglés y castellano y se puede descargar aquí.

Recientemente, el Papa Francisco ha dedicado una de las audiencia de los miércoles a hablar sobre la Confesión:"Quisiera preguntarles, pero no respondan en voz alta ¿eh?, cada uno se responda en su corazón: ¿cuándo ha sido la última vez que te has confesado? Cada uno piense. ¿Dos días, dos semanas, dos años, veinte años, cuarenta años? Cada uno haga la cuenta, y cada uno se diga a sí mismo: ¿cuándo ha sido la última vez que yo me he confesado? Y si ha pasado mucho tiempo, ¡no pierdas ni un día más! Ve hacia delante, que el sacerdote será bueno. Está Jesús, allí, ¿eh? Y Jesús es más bueno que los curas, y Jesús te recibe. Te recibe con tanto amor. Sé valiente, y adelante con la Confesión.
Queridos amigos, celebrar el Sacramento de la Reconciliación significa estar envueltos en un abrazo afectuoso: es el abrazo de la infinita misericordia del Padre. Recordemos aquella bella, bella Parábola del hijo que se fue de casa con el dinero de su herencia, despilfarró todo el dinero y luego, cuando ya no tenía nada, decidió regresar a casa, pero no como hijo, sino como siervo. Tanta culpa había en su corazón, y tanta vergüenza. Y la sorpresa fue que cuando comenzó a hablar y a pedir perdón, el Padre no lo dejó hablar: ¡lo abrazó, lo besó e hizo una fiesta! Y yo les digo, ¿eh? ¡Cada vez que nos confesamos, Dios nos abraza, Dios hace fiesta! Vayamos adelante por este camino. Que el Señor los bendiga." 

    Brigada corte de cabello